El negocio de la felicidad

El negocio de la felicidad

Hoy es según la OMS el día mundial de la felicidad. Ser feliz está de moda, a diario leemos la propaganda en los post de las redes sociales, las tazas dónde tomamos café, en las secciones de autoayuda de las librerías, las conferencias motivacionales, etc.

“El mal del pensamiento positivo”

Lejos de encontrar la felicidad, esta exigencia social nos coloca en una situación más frágil. Ya sabemos que muchas veces, con las mejores intenciones obtenemos los peores resultados y cuánto más buscamos la felicidad, de manera paradójica, más desgraciados nos sentimos.

“Y como no sabía que era imposible… lo hizo”

Además, Pensar en positivo y esforzarse no es siempre suficiente. Esperar el éxito profesional o personal simplemente con el deseo y el esfuerzo es muy osado y naíf. La motivación y el trabajo constante son importantes para la superación, pero salir de la “zona de confort” no es el único ingrediente, ya que estamos menospreciando una variable que no podemos controlar y que inevitablemente influye enormemente en la ecuación: el contexto.

“La dictadura de la positividad”

Concederse las emociones negativas y el malestar forma parte de una vida equilibrada y funcional, no podemos estar felices todo el tiempo porque no sería saludable. Pedir a alguien que está afrontando un momento difícil que se sienta feliz, es cruel. Hay que normalizar las emociones negativas, que existen y se manifiestan para regular nuestro organismo de manera sana.

“El exceso de control, definitivamente nos hace perder el control”  

El intento del control del entorno supone otro de los esfuerzos que ayudan a sentirse de lo más frustrado. Buscamos seguridad en las cosas que pretendemos, intentando dominar el futuro con nuestros pensamientos y acciones. 

¿Te sientes fracasado porque por mucho que le pides al universo no consigues lo que quieres? ¿La obligación de ser feliz te hace sentir un bicho raro? ¿La búsqueda incesante de la felicidad como si fuera el Santo Grial te hace sentir cada vez más desgraciado? Bienvenido al negocio de la felicidad.

Maribel de Maya.

Psicóloga Psicoterapeuta col. núm. 21.754.

Psicoterapeuta Oficial de Centro de Terapia Breve Estratégica.

CONTACTAR

Related Posts

No Comments

Leave a Comment

Your email address will not be published.